Archivo de etiquetas | "Menudo Castillo"

Acto de entrega de los premios a los ganadores del I Reto Literario A21/Menudo Castillo

El sábado 6 de mayo nos reunimos en el histórico castillo de la Coracera de San Martín de Valdeiglesias para recibir a los ganadores del I Reto Literario A21/Menudo Castillo, quienes se trasladaron a nuestra comarca desde la capital y los pueblos cercanos. La soleada jornada comenzó con una visita al Monasterio de Santa María la Real de Valdeiglesias en Pelayos de la Presa por cortesía del consistorio y acompañados por un gran conocedor del monasterio,  Rafael Rodríguez, quien explicó exhaustivamente a los visitantes tan insigne monumento.

Tuvieron la ocasión de degustar nuestra cocina tradicional y recorrer las principales calles de San Martín de Valdeiglesias, antes de acudir puntuales al Castillo de la Coracera, donde, en el salón de la torre del homenaje estaban esperándoles los anfitriones.

Los visitantes de sintieron impresionados por la majestuosidad del castillo del siglo XV, no todos los días se tiene el honor de recibir un premio en una sala histórica donde habitaron personajes ilustres de la talla de Isabel la Católica o  Don Álvaro de Luna.

El protocolo del acto fue ameno y divertido. Jóvenes locutores del programa de Radio 21 Menudo Castillo fueron los encargados de dirigir la entrega, supervisados en todo momento por el ideólogo y propulsor del Reto, Javier Fernández, director de  los programas radiofónicos Menudo Castillo y Castillos en el Aire de Radio 21, y  la sección cultural del periódico A21.

Representando al periódico A21, patrocinador del reto, el joven Rubén Pacios dirigió a los presentes unas palabras de bienvenida.

La jornada estuvo amenizada por jóvenes músicos del aula de violines de la Escuela de Música de San Martín de Valdeiglesias que interpretaron diversos temas intercalados con la entrega de los premios a los ganadores del reto:

Los tres clasificados de la sección infantil fueron tres alumnos de sexto curso de primaria del Colegio Santo Ángel de Moratalaz,  Sofía Lozano recibió su premio de manos de la Alcaldesa de San Martín de Valdeiglesias, María Luz Lastras.  Mateo Bouquier recibió su lote de libros y su faro de A21 entregado por el Alcalde de Pelayos de la Presa Antonio Sin. Y a Lucía López, la tercera niña más rápida en leer los 11 libros le entregó su premio Fernando Cornejo, copresidente de la Fundación Castillo de la Coracera. Cada uno de los premiados leyeron un párrafo de su libro favorito.

Se contó con un cuarto lector rápido  del Colegio Juan Falcó de Valdemorillo, de categoría infantil,  Alejandro  también recogió su premio que le entregó la autora de literatura infantil Paloma Muiña.

En la categoría juvenil,  las dos jóvenes que cumplieron  el  reto fueron Alba Rodríguez de Dios, de Villanueva de la Cañada a quien entregó su premio Rubén Pacios, representante del periódico A21 y  Berta Sánchez, de San Martín de Valdeiglesias que recibió el suyo de manos de Pedro Bordonado, de Radio 21.

Acompañaron a los ganadores infantiles sus profesoras Rosa del Real, Colegio Santo Ángel de Moratalaz y María Teresa Príncipe del colegio Juan Falcó de Valdemorillo, también protagonistas del reto, pues su interés y dedicación para el fomento de la lectura se ha visto plasmado en los resultados de este reto, y también las familias, parte importantísima de la educación de estas niñas y niños.

Publicado en CulturaComentarios (6)

Este año, que se aburran los niños

Por lo menos, un poco. Nos hemos acostumbrado en esta sociedad de saberes imposibles y obsesión por los títulos y los reglajes a que nuestros niños tengan agendas más apretadas que las de un ministro. Por la mañana, al colegio, después corriendo a comer para llegar a natación, a la hora de la merienda tienen fútbol, más tarde música o inglés… cuando llegan a casa, ¡los deberes! Pero ¿Por qué no han hecho los deberes en el coche cuando iban de catequesis a danza contemporánea? Bueno, que los hagan mientras hago la cena. Y si no tienen (que mira que es raro en España que los niños no tengan deberes), que vean un poco la televisión o jueguen a la videoconsola, que no molesten mucho. Después la cena, corriendo, que es tarde. Cepillarse los dientes, ducharse (puede valer al revés) y, con muchísima suerte para el niño, cinco minutos de lectura antes de dormir, que mañana es martes o miércoles o viernes… y tiene que ir a escalada vertical o a encaje de bolillos o, lo mismo, a clases de esgrima.
Es imposible vivir así. Decimos que vivimos con prisas, que este tiempo corre sin que nos percatemos de ello y ¿qué hacemos? Les metemos a nuestros hijos tantas extraescolares entre pecho y espalda que convertimos sus días en carreras contrarreloj para que sean más cosas que el hijo del vecino o para que sean capaces de hacer una buena volea, aunque no sepan ni para qué la quieren hacer.

Menudo Castillo peque
No soy experto, ni psicólogo, ni profesor titulado por el ministerio, pero estoy mucho con niños en el ámbito cultural y el deportivo y creo en el sentido común y en la Creatividad. Y pienso, sencillamente, que nos estamos cargando ambas cosas. Cuando todo está basado en reglas, cuando no hay nada que poner de tu parte y siempre hay alguien dirigiendo tus pasos, no necesitas imaginar ni crear, solo te dejas llevar. De ahí lo importante que es el que, por lo menos un par de horas al día, nuestros hijos se aburran mucho (con un poco me vale). No es necesario llenar todo nuestro tiempo con clases, actividades y deportes varios, qué va. Es bueno y necesario que una parte del día no tenga reglas ni ataduras, que nos permita soltarnos la melena y, quién sabe, lo mismo tumbarnos en un sofá para no hacer nada de nada.
Tengo una amiga ilustradora que siempre me dice que, si un día voy a su casa y me la encuentro tumbada en el sillón, con los ojos cerrados incluso, que no me asuste, que está trabajando, que está dejando que su imaginación fluya libremente, sin reglas, sin contratos. Solo por el mero hecho de volar y disfrutar con el vuelo.
Es bueno que los niños tengan extraescolares, que conozcan muchos mundos diferentes, muchas actividades y deportes, es muy bueno que estén con otros niños, que sepan seguir unas reglas establecidas, desde luego que todo eso es beneficioso y por supuesto que hay aventuras realmente increíbles y disfrutables, pero ¿sabéis qué? Ninguna tan disfrutable ni tan increíble como la que tenemos en nuestro interior, en nosotros mismos. Dejad que se desarrolle la Creatividad de vuestros hijos permitiendo un poco de aburrimiento al día. Del aburrimiento han nacido algunos de los males de nuestro mundo, pero, y esto es tan cierto como lo anterior, la mayoría de los inventos, de los descubrimientos y de las grandes aventuras de la humanidad también han llegado después de algunas horas de bendito aburrimiento.

Javier Fernández Jiménez.
Director de Menudo Castillo.

Publicado en Firmas, OpiniónComentario (1)


TODOPIENSO

 

Chollocolchon

 

A21 SIERRA OESTE

 

 

noviembre 2017
L M X J V S D
« Oct    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  
Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com