Categoría | Actualidad, Sierra Oeste

Valdemorillo, punto de partida de Fiesta de la Trashumancia

  • Quinientas ovejas que machan por cañadas y cordeles de la Sierra.
  • La marcha, que arrancó en la mañana del 9 de mayo, cubrirá una distancia de 100 kilómetros siguiendo vías pecuarias.

Hasta unas quinientas cabezas de ganado ovino marchan ya por las vías pecuarias de la zona, una vez iniciada la Fiesta de la Trashumancia que precisamente ha tenido Valdemorillo, y más en concreto el aprisco de la Vereda de la Espera, como punto de inicio de esta simbólica propuesta promovida desde el Observatorio Ciudadano para la Conservación del Patrimonio de la Sierra de Guadarrama. Así, dejando sus primeras huellas a orillas del Aulencia, cuyo curso vadearon para alcanzar el Cordel de la Espernada en dirección Colmenarejo, el gran rebaño es el protagonista principal de un recorrido que ha de llevarle, siempre siguiendo únicamente las distintas vías pecuarias, hasta Las Rozas, todo en un ambicioso itinerario de ocho jornadas de duración y cien kilómetros, con escala en una docena de municipios madrileños.

Porque este es uno de los logros más destacados de esta iniciativa, enmarcada en el proyecto de recuperación de la trashumancia en esta parte de la región. Una vistosa manera de volver a su uso más tradicional estos caminos, y que ya en la mañana de este martes 9 de mayo ha ido dejando sus primeras estampas con el paso de estos centenares de ovejas, guiadas por el pastor Julio de la Losa,  por este ‘encadenado’ de sendas ganaderas que, en el caso de esta etapa inicial se completa incluyendo en su trazado el Cordel de las Latas, y por tanto el avance por término municipal galapagueño, por su Dehesa Vieja, para culminar jornada en los alrededores de Puerta Verde, donde finalmente se fijó el primer punto para el descanso y pernocta del rebaño.

Y así, en días sucesivos, se seguirá el programa barajado por el citado Observatorio, feliz de poder llevar adelante la idea que justo viene a cobrar forma a las pocas semanas del acuerdo adoptado por el Consejo de Ministros, que con fecha del pasado 7 de abril declaró precisamente la trashumancia como una Manifestación Representativa de Patrimonio Cultural Inmatierial. Además, los beneficios que reporta la actividad trashumante quedarán bien patentes con esta singular ‘Fiesta’, ya que finalizando en espacios públicos de la localidad roceña, el rebaño hará visible su efecto ‘bombero’, restando riesgos de incendios al tiempo que cumple con su cometido ecológico, dado el gran número de semillas presentes en los procesos digestivos de estos animales y la continua interacción de los mismos con el medio.

2 Respuestas para “Valdemorillo, punto de partida de Fiesta de la Trashumancia”

  1. Saturnino dice:

    LA RED DE LOS PASTORES CORUCHOS

    Estercoles del barbecho
    para la siembra del trigo,
    de la siega y del espigo
    en el llano y el repecho.

    Acuerdos entre pastores
    de campos de Cenicientos,
    sin paga ni emolumentos
    con coruchos labradores.

    A golpes con la “Machota”,
    el pastor fija las redes,
    en tierras de Nicomedes
    que después ara y explota.

    A cambio el dueño le deja
    que paste con su rebaño,
    por sus tierras aquel año
    y allí se amorre la oveja.

    La red formaba un cuadrado
    y dentro de aquel recinto,
    en un lenguaje sucinto
    defecaba aquel ganado.

    Amanecía el cercado
    por el negror laminado,
    igual a un campo minado
    de un natural abonado.

    Cada dos días la red
    cambiaba de posición,
    y de heces un aluvión
    formaban una pared.

    El pastor durante el día
    pastoreaba al ganado,
    y por la noche al vallado
    el rebaño allí volvía.

    Dentro del chozo el pastor
    cerca del hato dormía,
    y la tierra bendecía
    a aquel abono excretor.

    Vigilaban los mastines
    en los pescuezos carlancas,
    reliquias cuando en barrancas
    había lobos malsines.

    Recuerdos de tiempos idos
    de pastores y de ovejas,
    de rebaños y de abejas
    por los riscos escondidos.

    Saturnino Caraballo Díaz
    El Poeta Corucho

  2. Saturnino dice:

    UN PASTOR DE CENICIENTOS

    Era el pastor un hondero
    de certera puntería
    que a las ovejas volvía
    de lo sembrado al calvero.
    Y estudiando en el otero
    cuando la oveja se amorra,
    tenía bajo la gorra
    de sabiduría un pozo,
    y a la angostura del chozo
    una cátedra la aforra.

    Saturnino Caraballo Díaz
    El Poeta Corucho

Trackbacks/Pingbacks


Dejar un comentario

Para poder enviar este comentario debes demostrar que eres humano, completa la suma * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

SURVIVAL ZOMBIE NAVALAGAMELLA

 

EspacioSaludableSMV

 

Modesto Roldan NAVALAGAMELLA

 

BANCO DE CASAS

 

LOCAL PELAYOS

 

Chollocolchon

 

A21 SIERRA OESTE

 

 

junio 2019
L M X J V S D
« May    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930