Categoría | Firmas

Muerte lenta para el pequeño comercio

La Comunidad de Madrid será la primera comunidad de toda España en legislar una total libertad horaria comercial. En estos momentos Madrid ya es la región con más libertad de horarios, ya que sus comercios pueden abrir 22 domingos y festivos al año frente a la media nacional, que se sitúa en únicamente ocho domingos anuales.

Esta medida que, si todo va bien, se pondrá en marcha el próximo mes de mayo, supondrá la puntilla final al pequeño comercio madrileño, otorgando todo el mercado a las grandes superficies. 

Bajo la premisa de la libertad, se está ocasionando un daño enorme a miles de pequeños empresarios que serán incapaces, una vez más, de competir con las grandes superficies, verdaderas destinatarias y beneficiadas de esta ley.

El modelo que parece que se quiere imponer al pequeño comercio es el de los “chinos”, de tal manera que decenas de miles de familias madrileñas desarrollen sus vidas enteramente en sus tiendas, abriendo de forma constante desde por la mañana, hasta bien entrada la noche, de lunes a  domingo, incluidas por supuesto las fiestas, todo sea por el bienestar de los consumidores.

Cuando se habla de consumidores, muchos no se dan cuenta de que consumidores somos todos y a muchos de los que pregonan las virtudes de poder comprar a las diez de la noche o a las tres de la madrugada, no se les ocurre pensar lo que supondría para ellos que se les exigiera que trabajaran con esos horarios. 

Pensemos qué ocurriría si esa misma libertad se pidiera para que las administraciones públicas o los bancos estuvieran abiertos también tardes y festivos, ¿por qué no puedo tener la libertad de ir a las oficinas de la Comunidad de Madrid un domingo a solicitar cualquier trámite administrativo?, ¿por qué tengo que ausentarme de mi trabajo si necesito ir al ayuntamiento y no tengo la libertad de ir tranquilamente un sábado por la tarde?

Bajo la excusa de la libertad se está condenando conscientemente al cierre o a una semiesclavitud a miles de pequeños comercios, pequeños empresarios que además proporcionan bastantes más puestos de trabajo que las grandes superficies. 

Pero como en casi todo en la vida el grande se come al pequeño y las grandes superficies tienen un poder enorme en cualquier ámbito, pagan a los proveedores a 120 días, negocian con unos precios inalcanzables para cualquier otro, financian las compras al cliente, contratan a gente por sueldos irrisorios y con los turnos que les da la gana, están unidos en poderosas asociaciones con capacidad de influencia en las administraciones y dentro de pocos meses podrán abrir cuando quieran. ¿Qué más se puede pedir? Es el triunfo incontestable del modelo de consumo y de ocio del siglo XXI.

En este modelo tan prestigiado por la Comunidad de Madrid desaparecen las personas convirtiéndose en simples consumidores. 

¿Qué más da que miles de ciudadanos no tengan tiempo que dedicar a sus familias, qué importa que miles de niños no puedan disfrutar de sus padres un domingo porque les toca trabajar, qué problema hay porque se extinga definitivamente el pequeño comercio? 

Lo realmente importante es que podamos comprar a la hora que queramos, esa es la prioritaria libertad que proteger.

Dejar un comentario

Para poder enviar este comentario debes demostrar que eres humano, completa la suma * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

TODOPIENSO

 

Chollocolchon

 

A21 SIERRA OESTE

 

 

noviembre 2017
L M X J V S D
« Oct    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  
Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com