Categoría | Firmas

Vivimos en el reino de la mentira y el saqueo

España se ha convertido en la capital europea de la mentira política y financiera. A estas alturas existen pocas dudas de la incompetencia de José Luis Rodríguez Zapatero y de su equipo de gobierno, sus mentiras y sus incapacidades llevaron a la debacle de los socialistas y a una situación económica insostenible.

Fernando López

Pero el gobierno de Mariano Rajoy lleva camino de batir todos los récords, ningún gobierno en la historia democrática de este país ha incumplido tantas promesas electorales en tan poco tiempo.

Se hartó de prometer que no subiría los impuestos porque lo mejor para reactivar la economía era incluso bajarlos y lo primero que ha hecho es subir el IRPF y el IBI,  anunciando que subirán el IVA en el año 2013, ¿dónde quedaron las llamadas a la insumisión de Esperanza Aguirre cuando lo subió Zapatero?

Negó hasta la extenuación que recortarían sanidad y educación, ya han aprobado recortar 10.000 millones de estas partidas. Negó el copago sanitario, pero aprueban el copago de medicamentos, eliminando servicios sanitarios como el traslado de enfermos, básico en zonas rurales como la nuestra.

Negó en numerosas ocasiones que fuera a abaratar el despido y después aprobó la mayor reforma laboral de la historia reciente, abaratando a la mitad los costes del despido.

Pusieron el grito en el cielo cuando Zapatero planteó una amnistía fiscal que no llegó a realizarse, pero han aprobado una amnistía fiscal para que los defraudadores limpien su dinero a un interés bastante más ventajoso del que pagan  los ciudadanos que cumplen con sus impuestos.

Centraron su campaña electoral en la capacidad de creación de empleo del Partido Popular y en recuperar la confianza de los mercados. Sin embargo, por primera vez en la historia moderna, un gobierno a los cinco meses de tomar posesión reconoce en un informe enviado a la Unión Europea que el número de parados dentro de cuatro años será mayor que el actual, reconociendo pública y abiertamente la incapacidad de su gobierno para crear empleo en toda la legislatura, algo totalmente inaudito.

Durante toda la campaña electoral clamaron contra la desconfianza que creaba el gobierno socialista en los mercados y aseguraron que su gobierno la recuperaría en un abrir y cerrar de ojos, sin embargo la prima de riesgo ha crecido de forma continuada y los intereses de la deuda pública con ella.

Rajoy dijo solemnemente en su discurso de investidura que no miraría atrás para justificar nada y día tras día se echa la culpa de todas las decisiones actuales a la herencia recibida. Es cierto que Zapatero mintió en la deuda que dejaba atrás, pero no se debería olvidar que ese desfase era en buena parte producto del despilfarro y las mentiras de las Comunidades Autónomas, gobernadas en su mayoría por el PP. Este engaño de las Comunidades ha llegado incluso a la actualidad, la Comunidad de Madrid reconocía hace escasos días que se había “equivocado” en su predicción de déficit para el año 2011, una “equivocación” cuyo importe doblaba la deuda prevista.

¿Es moral y éticamente aceptable que un partido político gane unas elecciones con un programa electoral concreto y en pocos meses se olvide de sus principales compromisos  y haga exactamente lo contrario de lo que prometió? ¿Se podría calificar de fraude electoral?

Mientras tanto las mentiras siguen creciendo por doquier, no solamente mienten los políticos, también mienten y estafan los bancos sin que nadie mueva un dedo. Baste recordar cómo casi un millón de familias han sido estafadas por decenas de bancos, con un producto tóxico llamado Participaciones Preferentes.

Otro ejemplo escandaloso podría ser Bankia. Esta entidad ha sido nacionalizada recientemente por el Estado, todavía no se sabe muy bien por qué, según sus gestores es un banco sólido y fiable, pero el Estado ha convertido un préstamo de 4.465 millones en acciones y sus nuevos directivos han pedido otros 19.000 millones más. La fusión de Bankia fue un gran engaño que ha hecho desaparecer más de 65% del capital de medio millón de pequeños ahorradores, a los que se les vendieron acciones de este banco asegurándoles que era una inversión segura y sin riesgos.

Pero estos casos son solo la punta de un inmenso agujero bancario, que muchos analistas internacionales cifran entre 100.000 y 300.000 millones en activos tóxicos inmobiliarios (entre el 10 y el 30% del PIB). Los gestores de las antiguas cajas, a las que ya se han inyectado 21.500 millones de dinero público, han engañado a millones de clientes y se han jubilado con indemnizaciones y pensiones millonarias.

Mientras este saqueo ocurría gobiernos, el Banco de España o la Comisión Nacional del Mercado de Valores miraban inmoralmente hacia otro lado. Nadie sabe con cierta exactitud cuánto más dinero público tendremos que poner encima de la mesa para salvar el sistema financiero español, pero pocos dudan de que será mucho, muchísimo.

La mentira se ha instalado  en nuestra sociedad, en nuestros estamentos públicos, en nuestro tejido financiero y judicial. Todos mienten y no pasa nada, nada se investiga, nada se cuestiona. Los españoles, como un puñado de asustados borregos, caminamos dócilmente hacia el matadero. Una de las fuerzas más poderosas que existen, el miedo, se ha instalado en nuestro país y sin apenas resistencia, los ciudadanos caminamos hacia un negro futuro construido por mentirosos y poderosos personajes.

Dejar un comentario

Para poder enviar este comentario debes demostrar que eres humano, completa la suma * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

TODOPIENSO

 

Chollocolchon

 

A21 SIERRA OESTE

 

 

noviembre 2017
L M X J V S D
« Oct    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  
Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com