Archivo de etiquetas | "embalse"

Desperfectos en el pantano de La Alberca de Cenicientos

  • La destrucción del muro pondría en peligro el hábitat de varias especies y la utilización del agua embalsada en caso de incendio.
  • Se construyeron unas casas aguas abajo que hoy constituyen un grave peligro para vidas humanas.

Transcurrían los años 60 cuando Cenicientos albergaba la posibilidad de una vida mejor enganchado al carro de avances como la construcción e inauguración de una piscina municipal en la zona de Los Caños.
Sus paisajes, orografía, ecosistemas, clima y meteorología hacían prever un futuro ilusionante y prometedor en este rincón del suroeste de la Comunidad de Madrid.
Pero el clima de la región mediterránea, implacable con las sequías estivales que en muchas ocasiones se prolongaban a otras épocas del año, junto con los cambios de hábitos en el consumo de agua (generalización en la introducción de agua potable y sanitaria en las casas), trajo consigo, aún en la década de los 60, restricciones de agua a los vecinos. Era lo que se denominaba “alerta roja”. Se agravó en los años 70, principalmente en verano, y el pueblo acabó resintiéndose mientras observaba cómo avanzaban otros pueblos cercanos sin este problema.
Se hizo necesario abastecer al pueblo con cisternas de agua de las que había que estar pendientes todos los días para llenar cántaros, cubos, calderos, bidones, garrafas y todo recipiente que pudiera contener agua para uso doméstico e higiénico. En estas circunstancias no resultaba cómodo ir a Cenicientos.
Resulta paradójico que sea un lugar con abundantes precipitaciones puesto que en zonas altas del término se llegan a medias de 1.000 litros anuales. Bien porque las administraciones no supieran, no quisieran o no dieran en la tecla correcta y tras varias opciones fallidas se decidió la construcción de una pequeña presa en la zona de La Alberca que en principio surtiría de agua a Cenicientos, Cadalso de los Vidrios y Rozas de Puerto Real. Esas eran las previsiones. La realidad es que nunca llegó a finalizarse la construcción de ese embalse.
Aún recuerdan los vecinos el cartel que informaba de la fecha de inicio en 1970 y de finalización en 1972. Unos años más tarde, en 1975, se aprobó un incremento económico para su finalización pero esto nunca llegó a suceder.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Quedó una pequeña presa a medio construir de la cual se fueron olvidando las administraciones competentes sumiéndose en el abandono y el deterioro. Paralelamente, y no sabemos con qué criterio racional o de un mínimo sentido común, se construyeron unas casas aguas abajo del muro que hoy constituyen un grave peligro para vidas humanas. Además, el cauce atraviesa la principal vía de acceso a Cenicientos, la carretera M-507.
La presa ha servido como hábitat natural en el que se han afianzado especies de anfibios, murciélagos protegidos en sus galerías, determinadas aves y un sinfín de peces, mamíferos y micro mamíferos.
Igualmente, en un lugar con un potencial de vegetación muy abundante en cantidad y variedad por su localismo orográfico y climatológico, el peligro de incendios forestales es tan extremo que se han sucedido varios fuegos en la zona en las últimas décadas. Por ello es de una utilidad inestimable para que los helicópteros y otros medios se abastezcan de agua y tratar de evitar que el incendio se extienda.
Pero la primavera pasada, allá por febrero y marzo, la presa comenzó a perder agua por diferentes lugares del muro. Avisado el Gobierno Local, este, a través de su regidora, se puso en contacto con las diferentes administraciones (Confederación del Tajo y Comunidad de Madrid). En un principio se pasaban la responsabilidad de una a otra. Pero a través de la insistencia de la alcladesa hoy ya sabemos que pertenece a la CAM y su Consejería de Presidencia.
La Confederación ha dado cuenta de los desperfectos a la Comunidad de Madrid, esperando la pronta resolución en un plazo de dos meses.
Estimamos que la destrucción total de la presa sería inadecuada cuando con un rebaje de la altura del muro se entraría en los metros legales para evitar peligros humanos y serviría para seguir manteniendo un punto de agua de cara a los incendios forestales, conservando, además, las galerías en las que habitan especies de murciélagos protegidos.

Emilio Pacios.

Publicado en Actualidad, Medio Natural, Sierra OesteComentarios (6)

Preocupante situación de nuestros embalses. ¿Quién nos robó el mes de octubre?

  • Estadísticamente es el mes en el que más llueve. Este año las precipitaciones de octubre han sido muy inferiores a la media y septiembre ha sido completamente seco por lo que la situación comienza a ser muy preocupante.

Se nos ha escapado el mes más lluvioso del año en la comarca y en gran parte de la península: octubre. El trimestre estival (entendiendo por el mismo los meses de junio, julio y agosto) es el periodo más seco del año, algo intrínseco en la zona mediterránea del globo, y por ello, a partir de septiembre se inicia un remonte de las precipitaciones que este año ha brillado por su ausencia: en prácticamente toda la zona septiembre cerró con los pluviómetros sin estrenar.
Vamos a tomar como referencia la estación de Cenicientos puesto que disponemos de registros regulares desde el año 1996, con lo cual ya tenemos una serie de más de 20 años.
En las tablas les mostramos las precipitaciones de septiembre y octubre desde 1996.
En las mismas comprobamos que no era la primera vez que septiembre cerraba sin precipitación, pues ya lo hizo en 2003. No obstante, no perdamos de vista el registro del año anterior con tan solo 3 litros. Nada nuevo en el horizonte para un mes cuya media es de 43 litros lo que representa ser el noveno mes más lluvioso del año.
Las imágenes y el estado actual de los pantanos de la zona, esto es El Burguillo y San Juan, lo dicen todo. Se encuentran tan solo al 23% de su capacidad cuando el año anterior se situaban por encima del 50%. Aún así, y en la fecha del cierre de este periódico, no estamos en la sequía más dura desde que se tienen datos. Según estadísticas oficiales hay que remontarse 22 años atrás para encontrar una situación similar. Circulan estos días fotografías por las redes sociales en las cuales se observa que los embalses se encontraban más bajos.

Cuenca del Tajo.

El Burguillo.

San Juan.

Ahora bien, todo es susceptible de empeorar puesto que el último trimestre del año es el más lluvioso. El año hidrológico comienza el 1 de octubre que como hemos dicho es el mes más lluvioso del año. Pero es que noviembre resulta ser el tercero y diciembre el segundo, es decir, este trimestre es fundamental en el régimen pluviométrico de cara al próximo estío.
Sin pretender ser alarmista, lo cierto es que el mes encargado de regar abundantemente nuestros campos, octubre se ha marchado con unos registros realmente preocupantes. Las reservas, no solo del nivel de los pantanos porque en estos influyen políticas del agua sobre sus usos, de las capas freáticas, de los pozos y manantiales poco a poco van desapareciendo.

Presa de El Burguillo el 8 de noviembre.

Con una media de octubre de 114 litros apenas hemos pasado de una quincena de ellos durante un mes que ha resultado igualmente muy cálido en las temperaturas.
Se quedarán extrañados si les digo que este último año hidrológico (que cerró el 30 de septiembre) se quedó en 691 litros (50 litros por debajo de la media). Extrañados porque el ejercicio hidrológico anterior fue de 613 litros, inferior al de este año y sin embargo estamos muy por debajo del nivel de los embalses habiendo llovido más.

San Juan.

¿Por qué habiendo llovido más en el año hidrológico finalizado que en el anterior los embalses se encuentran 30 puntos por debajo?
Solo existe una respuesta y es la distribución de las precipitaciones a lo largo del año. Este año llovió fundamentalmente hasta febrero. Al ser los días más cortos y en época invernal, las aguas del cielo filtraron fácilmente hacia las capas freáticas. Incluso los pantanos estuvieron muy por encima de la media del año pasado hasta abril. Además el otoño anterior, que como hemos dicho es el más lluvioso del año en la comarca, fue muy lluvioso. Pero la primavera resultó seca con respecto a la media. Los embalses comenzaron a bajar por sus políticas del agua y al no recibir aporte de las lluvias; sin embargo los pozos se encontraban mejor que el año pasado, circunstancia confirmada por los ganaderos de la zona. Hecho que continuó en octubre mientras los pantanos bajaban alarmantemente. Las aguas filtradas en invierno mantuvieron los pozos. Pero todo tiene un límite, y no solo el comportamiento de septiembre y octubre fue escaso, sino que noviembre lleva el mismo camino (el tercer mes más lluvioso del año). Al cierre de esta edición las previsiones de noviembre son extremadamente negativas. No podremos decir que llueve sobre mojado.
La base principal para que acabemos con esta sequía, pasa por este trimestre y no parece que las previsiones inviten al optimismo. Aún así confiemos en que el patrón meteorológico cambie bruscamente porque la situación comienza a ser muy preocupante.

Emilio Pacios.

Publicado en Actualidad, Medio Natural, Sierra OesteComentario (1)

Una rotura en el embalse de Robledo de Chavela provoca un vertido de lodos tóxicos en el río Cofio y en el pantano de San Juan

El embalse de Robledo de Chavela ha sufrido en los últimos días una rotura que está provocando el vertido de lodos al río Cofio, así como al pantano de San Juan. A21 ha hablado con un miembro del sindicato UGT de Agentes Forestales, quien recordó: “Nos avisaron de que el embalse estaba teniendo pérdidas y hace una semana vimos que estaba bajando el nivel. Se ha roto por debajo, una de las compuertas no funciona y nos han dicho en la Confederación Hidrográfica del Tajo que no se puede reparar, va a estar perdiendo agua hasta que se seque”.

Continuar Leyendo

Publicado en Sierra OesteComentarios (0)

El Canal de Isabel II invertirá 70.000 euros para mejorar el entorno del embalse de Valmayor

Según ha informado el ayuntamiento de Valdemorillo en una nota de prensa, el Canal de Isabel II realizará una inversión de un total de 70.694,45 euros para mejorar el entorno del embalse de Valmayor. Las obras de rehabilitación y mejora, que se desarrollarán durante un plazo máximo de tres meses, servirán para sustituir 6.000 metros del cerramiento situado en la margen derecha del pantano, concretamente en la zona que se prolonga entre dos urbanizaciones pertenecientes al municipio de Valdemorillo, La Pizarrera y El Paraíso.

Continuar Leyendo

Publicado en Sierra OesteComentarios (0)


TODOPIENSO

 

Chollocolchon

 

A21 SIERRA OESTE

 

 

febrero 2018
L M X J V S D
« Ene    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728  
Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com